Image

Virginia Creimer la perita que firmó en disidencia la autopsia de Facundo: “No se contextualizó la muerte”

Hoy por la mañana se expuso el informe final de la autopsia realizada a los restos de Facundo Astudillo Castro. Virginia Creimer, médica forense especializada crimenes cometidos por integrantes de las fuerzas de seguridad y perito de parte que participó en representación de la familia de Facundo, firmó en disidencia sobre la conclusión del informe.
“Firmé en disidencia, principalmente porque hay cuestiones científicas con las que no coincido y que –si bien habían sido afirmadas, por lo cual yo coincidía en el informe preeliminar– en el momento de la autopsia, al llegar llamativamente a este informe, cambiaron la posición y transformaron hechos que eran claramente vitales en hechos que ahora aparentemente pasaron a ser no vitales.
De todas maneras, esta cuestión es secundaria porque estamos hablando de algo que suma a lo que es verdaderamente importante y prioritario: el hecho de que se llegó a la misma conclusión inicial, que es que fue una muerte violenta por asfixia seca o por sumersión, y que se aleja claramente de una asfixia seca.
Lo que no se aplicó del Protocolo de Minesota es la contextualización en la pericia. El ejemplo que yo doy es muy sencillo: cuando hacemos un análisis de une paciente en el medio hospitalario porque tiene una enfermedad compleja y tenemos que tratar de llegar a un diagnóstico para un buen tratamiento, nos reunimos todes les profesionales de distintas disciplinas para comentar e intercambiar información para ver si podemos acercarnos a un informe para iniciar un tratamiento. Pero antes de eso obviamente cada une lo que hace es analizar la historia clínica, la radiología, la vida del paciente, sus hábitos, es decir, contextualizar.
En este caso no se contextualizó la muerte de Facundo, porque la única que había estudiado los 20 veinte cuerpos de instrucción penal preparatoria en este lugar, además de la jueza y el fiscal, era yo. El resto de les perites no conocía algunas cuestiones que ya estaban clarificadas y otras que debían clarificarse, por lo cual había que hacer hincapié en cuestiones técnicas y científicas que se dejaban de lado. Por eso firmo en disidencia y pongo en relevancia el hecho de que algunas otras cuestiones había que tener en cuenta.
Cuando une perite firma en disidencia tiene la posibilidad de realizar un informe por separado o seguir investigando hasta llegar al momento del juicio oral y en ese momento exponer por qué surgieron las disidencias.
La odontóloga que marcó el diente rosa lo que hizo ahora fue de alguna manera alivianar su afirmación y lamentablemente para la profesión, que es prestigiosa, mientras ella hablaba y afirmaba distintas cuestiones, había otres profesionales que la desmentían. Más allá de la responsabilidad que le cabe o no a cada une, la especialista en odontología es ella y es la que en el momento de encontrar el diente rosa dijo que era un fenómeno vital.
De hecho, tuvimos un intercambio al respecto, porque no es el primer caso en el cual encontramos diente rosa y ella afirma que es un fenómeno vital. En este caso se vio superada por algún tipo de apalabramiento para disminuir el énfasis en su afirmación, cosa que no había ocurrido en otras causas.
Ella volvía a plantear que era un fenómeno vital, trataba de quitarle un poco de importancia y decir que era 'perimortem', entonces yo le planteaba si es 'perimortem' es previo a la muerte, durante la muerte o después de la muerte. Ella asentía e inmediatamente había alguien que le ponía otra traba en la rueda.
En la autopsia no se encontraron lesiones vitales, eso no significa que no las haya tenido. Me parece importante destacar que las investigaciones periciales en Argentina deben ser tan completas, metódicas, sistemáticas, i…